FOTOURBANA.com – Descubriendo los hábitats del hombre
JAIME TELLO GARCÍA – Geógrafo, fotógrafo y viajero

Mirambel (Teruel) en Color

MIRAMBEL El caso de Mirambel es un tanto curioso, ya que a pesar de ser uno de esos llamados “pueblo museo”, y lo digo sin connotaciones negativas ya que realmente es un precioso museo al aire libre de arquitectura e historia, no está en absoluto masificado, ni alberga una red de tiendas y restaurantes que podría esperarse en un pueblo de esta categoría. Su ubicación, un tanto inaccesible, a través de carreteras no demasiado fiables, puede haber influido en la …

Leer más…

Geolocalización

Video


Redes sociales

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Déjanos tu opinión

MIRAMBEL
El caso de Mirambel es un tanto curioso, ya que a pesar de ser uno de esos llamados “pueblo museo", y lo digo sin connotaciones negativas ya que realmente es un precioso museo al aire libre de arquitectura e historia, no está en absoluto masificado, ni alberga una red de tiendas y restaurantes que podría esperarse en un pueblo de esta categoría. Su ubicación, un tanto inaccesible, a través de carreteras no demasiado fiables, puede haber influido en la soledad que se respira en sus calles.
Mirambel es un pueblo turolense envuelto casi por completo por tierras levantinas, escondido en el pequeño valle que forma el río Cantavieja que, en su sorprendente camino hacia el Bergantes y el Ebro, ejerce de frontera natural entre dos reinos. La historia del lugar hunde sus raíces en la Reconquista de estas tierras en el siglo XII, cuando fue encomendado a diversas órdenes militares que dominaron durante siglos el Maestrazgo. Dependiente de Montalbán, de Teruel y de Alcañiz, no es hasta el siglo XIX cuando obtiene ayuntamiento propio y se integra en el partido judicial de Castellote. Villa templaria y sanjuanista, Conjunto Histórico Artístico y Premio Europa Nostra por la labor de recuperación de su patrimonio, el conjunto urbano de Mirambel es de los más bellos de España, de una armoniosidad extraordinaria, en el que todos y cada uno de sus elementos, no sólo los restaurados sino numerosas edificaciones abandonadas o en uso, mantienen la morfología y la funcionalidad con la que fueron concevidos. La muralla que abraza casi por completo a Mirambel, sobre la que se apoyan numerosas casas, cuenta con varios portales entre los que destaca el Portal de las Monjas, cuya celosía de yeso es una de las señas de identidad no sólo del pueblo sino de todo el Maestrazgo turolense. La piedra contundente y omnipresente en sus fachadas, sus palacios y sus viejas casas, en su iglesia y su ayuntamiento del siglo XVI con la característica lonja que tanto abunda por estos lares. Y también en la ruina de su viejo castillo, que brilla bajo el sol con el color dorado de sus reflejos que ejercen de faro en el camino entre algunas de las villas más gloriosas de Aragón y Valencia. Y es que Mirambel queda centrada en una tierra mítica de batallas y caballeros, de reinos y de frontera, del Maestrazgo turolense y castellonense, entre Morella, Castellote y Cantavieja, el epicentro de una tierra maravillosa.
© 2017 Jaime Tello García


Ver en Wikipedia