FOTOURBANA.com – Descubriendo los hábitats del hombre
JAIME TELLO GARCÍA – Geógrafo, fotógrafo y viajero

Castarné (Huesca)

CASTARNÉ Al transitar entre el Valle de Arán y Roda de Isábena, trayecto que largo tiempo anhelé realizar, me sorprendió la repentina aparición del caserío y del castillo de Castarné, pequeña aldea de apenas cuatro casas perteneciente al ayuntamiento de Montanuy pero de una gran relevancia histórica y monumental. El Castillo de Castarné, el castrum Negro, residencia condal de la que aún se conservan importantes restos puestos en valor de forma muy acertada, forma parte del propio origen del Reino …

Leer más…

Geolocalización

Video


Redes sociales

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on PinterestShare on TumblrEmail this to someonePrint this page

Déjanos tu opinión

CASTARNÉ
Al transitar entre el Valle de Arán y Roda de Isábena, trayecto que largo tiempo anhelé realizar, me sorprendió la repentina aparición del caserío y del castillo de Castarné, pequeña aldea de apenas cuatro casas perteneciente al ayuntamiento de Montanuy pero de una gran relevancia histórica y monumental. El Castillo de Castarné, el castrum Negro, residencia condal de la que aún se conservan importantes restos puestos en valor de forma muy acertada, forma parte del propio origen del Reino de Aragón, tras la reconquista y cristianización de esta tierra, en el entorno del año 1000. La fortaleza, vigía del Valle de Castanesa, forma junto a la Iglesia el principal valor de un casco urbano que es uno de los más excepcionales conjuntos de arquitectura popular de la Ribagorza oscense, por la configuración del propio caserío apretado sobre la muela que se enfrenta al castillo, y por la presencia de numerosas casas en ruinas que dejan al descubierto su estructura y forma constructiva. La emigración, sangría de esta tierra que hace de la provincia de Huesca una de las más numerosas en despoblados de toda España, parece que estuvo a punto de enterrar en el silencio a esta aldea que lucha por mantener su identidad y su propia existencia. Y es que no podía salir de mi asombro al encontrar, en lo más alto del pueblo, a una pareja de turistas alemanes disfrutando de la panorámica sobre el amplio valle, y yo me pregunté ¿Cómo demonios habrán dado con este lugar? ¿Habrá sido el perfil de Castarné desde la carretera general, que les ha atraído con sus cantos de sirena, o vendrían a tiro hecho guiados por la presencia literaria de su castillo? Es un misterio, y una alegría.
© 2017 Jaime Tello García


Ver en Wikipedia